domingo, 27 de noviembre de 2016

OTOÑO EN SIERRA DE MARIOLA (BTT)

Las bicicletas, además de para el verano, también son para el otoño, máxime cuando se pueden disfrutar en un día nublado y gris y en un entorno tan espectacular como es la Sierra de Mariola.

Tras ciertas dudas e indecisiones previas y después de mucho tiempo (sin duda demasiado), nueve liebres retomamos las salidas de turismo BTT y nos desplazamos a las cercanías de Bocairent para hacer una ruta de 60 km, de dificultad media, ya testada en anteriores ocasiones, aunque con unas ligeras variantes que han mejorado si cabe el recorrido.

Las partes altas de la sierra, en los alrededores de la Cava Arqueada y el refugio, nos recibían, después de haber ya calentado piernas y cuerpos con las cuestas y repechos que las preceden, con una densa niebla que, pese a no dejarnos ver el Montcabrer y sus vistas, nos han envuelto con la magia de este singular e histórico lugar.
Comenzamos a descender, con precaución, por carriles y senderos rocosos y pedregosos, hasta las inmediaciones del Mas Foia Amplia convertido, en estas fechas, en un verdadero oasis multicolor que destaca en medio del verdor circundante (estas liebres van tan rápido que no he podido ni tan siquiera tomar algunas fotos).
Bosques de pinos y encinas acompañan nuestro pedaleo hasta que decidimos parar a tomar un bocado en Mas dels Capellans.
 Unos kilómetros más adelante nos metemos en el sendero que discurre por el Barranc del Cinc.
El barranco, con su vegetación de ribera y su colorido otoñal, luce realmente espectacular en estas fechas. 
Una maravilla pedalear por entre estos roquedos y farallones rocosos.
Salimos a una carretera y después de unos kilómetros de subida y de pasar junto al Preventori, nos desviamos por un exigente sendero, en ascenso, hasta alcanzar el Alt del Castellar, para posteriormente disfrutar de una técnica bajada por características losas rocosas. 
Volvemos a la carretera, tomamos un sendero paralelo a la misma y poco después nos desviamos por un camino para pasar junto al Mas de Barxell y el castillo, del mismo nombre, ubicado en un promontorio cercano. En los próximos kilómetros disfrutamos de una entretenida combinación de carriles y senderos, agradables y de moderada dificultad.
Unos kilómetros más de carretera y nos incorporamos a un delicioso sendero, entre encinas y bosque de ribera, junto al Barranc del Troncal.
Salimos de nuevo a la carretera, continuamos por unos caminos y algún corto tramo de sendero para después acercarnos hasta el curso del río Vinalopó vestido, en estas fechas y para la ocasión, con sus mejores y multicolores galas.
Continuamos por un camino y posteriormente nos desviamos a la altura de la Fábrica de Blanes, para comenzar a ascender por un sendero, sorteando bancales y terrazas, junto a la Masia de Galvis.
Un posterior sendero nos conduce de nuevo al curso del río Vinalopó, el cual continuamos durante algunos kilómetros, hasta salir a un pista, ya próxima al lugar donde habíamos dejado los vehículos. En total, han sido unos 60 km de recorrido, y 1.400 m de desnivel acumulado, repartidos en 4:30 h de pedaleo efectivo.

El resultado ha sido una preciosa ruta otoñal, en una mañana de niebla, nubes y tímidos rayos de sol, siempre acompañados del olor a tierra mojada, pedaleando junto a riberas de ríos y entre bosques de pinos y encinas salpicados por pinceladas multicolores. Un placer haber podido pedalear, junto a este pelotón de liebres, en un día húmedo, y después de este seco y cálido otoño, por los rincones de la Sierra de Mariola, disfrutando y saboreando los últimos coletazos de esta estación en un entorno realmente espectacular.

Una ruta especial, de esas que crean afición y de las que te contagian de toda la esencia, sensaciones e intensidad que proporciona la práctica de la bicicleta de montaña. Una gran mañana de BTT que habrá que repetir, pronto, en otros lugares y en otras montañas.

Track: Aquí.

No hay comentarios: